¿Me divorcio o no?

Por: María Andrea Ganoza

Me divorcio o no

¿Ves en el divorcio una solución a tus problemas de pareja?

Te preguntas ¿ me divorcio o no? Ante la duda es mejor no tomar la decisión pensando en caliente.

No te dejes llevar por el pesimismo y la desesperación que resultan de tus conflictos conyugales: “El divorcio no siempre es la solución”.

Si las dificultades con tu pareja te hacen sentir que el divorcio es la mejor salida, te pido te tomes un tiempo para analizar bien esta opción. Recuerda que es una solución definitiva a un problema que podría ser temporal.

Ya no puedo seguir así ….

Es normal que pienses en divorciarte si sientes que ya no puedes más. Cuando las parejas atraviesan por dificultades y no logran hallar soluciones para las mismas, suelen entrar en círculos viciosos de peleas o distanciamiento. Sintiéndose incomprendidos, aislados y criticados, empiezan a creer que su relación ya no tiene arreglo:

  • “Somos incompatibles”
  •  “Cómo vamos a recuperar la relación si no podemos comunicarnos sin pelear”
  •  “Se ha roto la confianza y ya no se va a recuperar”
  • “Nos hemos herido mucho”
  •  “Llevamos meses/años así, no creo que nuestra relación pueda mejorar”
  •   Etc.

Con la tristeza y el resentimiento a flor de piel deciden optar por lo que creen que calmará la situación, sin embargo no toman en cuanta que muchas veces:

“El divorcio no solo no soluciona los problemas que creemos que debería, sino que incluso puede dilatarlos y complicarlos”.

¿Me divorcio o no? … 5 mitos comunes sobre el divorcio.

1. Cuando me divorcie al menos dejaremos de pelear.

Lamentablemente varias parejas divorciadas continúan discutiendo por los mismos problemas que creían haber resuelto con esa decisión. La psicóloga Andrea Ganoza  plantea que es mejor curar primero las heridas. “Tomar decisiones con rabia y resentimiento no es lo mejor“, sugiere “es mejor darnos un tiempo para trabajar en nosotros mismos, quizás después del mismo igual querremos divorciamos pero lo haremos con un estado mental distinto“.

2. Después del divorcio voy a poder rehacer mi vida.

Lo soltería no es tan divertida como la imaginamos cuando estamos comprometidos. Por el contrario, puede convertirse en motivo más para sentirse inadecuado, solo y desesperanzado. “Una buena idea es  crear redes sociales, replantear nuestra vida y objetivos.. Este articulo te ayudará a re descubrir ¿Cuáles son tus objetivos de vida? 

3. El problema es mi pareja.

Lo paradójico es que muchas personas terminan teniendo las mismas dificultades con su nueva pareja. Quizás tu pareja si sea una persona con la que ya no eres compatible, pero las personas que no toleramos son las que más nos ayudan a crecer espiritualmente. Quizás en este momento necesites una distancia física y emocional de tu pareja. Sin embargo,  si te permites trabajar las emociones que te genera, en algún momento podrás ver que gracias a esa persona pudiste tener un gran desarrollo personal.

4. Me separo por el bien de mis hijos.

Los hijos suelen sufrir cuando existe conflicto entre los padres. Independientemente de que vivan juntos o separados los hijos sufrirán cuando su papas sean infelices o peleen. Del divorcio o la unión no depende el bienestar de sus hijos.

Lo principal para que tus hijos estén felices es que tu estés feliz.

5. El divorcio nos libera de la influencia emocional del ex esposo.

Después del divorcio, los sentimientos de tristeza e inadecuación persisten.  Por ello, es mejor trabajar estas emociones antes que evitarlas con una ruptura. Como vimos en el articulo “Como afrontar un cambio sin morir en el intento?

Quizás dirás: ¡Pero hemos intentado de todo!

Es probable que sientas que ya no hay más que hacer. Recuerda que algunas soluciones tienen el efecto de reforzar el problema.

No estoy a favor ni en contra del divorcio. Debo admitir que en ocasiones es la opción más sana para la familia. Sin embargo también hay que reconocer que muchas veces se sobrevalora el efecto positivo del mismo y esta imagen distorsionada no nos permite evaluar lo perdemos con esta decisión.

Espero no parecer demasiado optimista, pero realmente creo que un alto porcentaje de parejas que se divorcian podrían continuar juntas y felices si buscaran ayuda psicológica o intentaran algo distinto (se qué es difícil y a veces parece imposible que se genere el cambio) pero también la experiencia me ha demostrado que vale la pena intentar.

Salvo  exista violencia, es mejor retirarse de una relación sabiendo que realmente lo intentamos. Para evitar lo que expone el poeta Fernando Pessoa: “Llevo encima las heridas de todas las batallas que nunca combatí”

 

*Todos los derechos reservados para terapia psicologica lima

¿Disfrutaste del artículo? ¡Compártelo!

Calificación:

Deixe um comentário

avatar
  Subscribe  
Notify of